Logo

Trasplante de cabeza: ¿la solución a nuestros problemas?

/ Julio 8, 2017 / Trasplante de cabeza: ¿la solución a nuestros problemas?

En diciembre del presente año se realizará el primer trasplante de cabeza en un ser humano… ¿Es posible trasplantar una cabeza a otro cuerpo completamente distinto? Hay antecedentes que ayudan a responder afirmativamente a esa pregunta:

Entre 1954 y 1959 el científico Vladímir Démijov realizaría los primeros trasplantes conocidos, donde solía intercambiar las cabezas de perros pequeños hacia cuerpos de perros más grandes. Su trabajo sería tildado de sádico y cruel; sin embargo, el aporte sería gigantesco para la medicina actual.

El trasplante de cabeza más conocido lo efectuaría el neurocirujano Robert White en 1970, donde reemplazó la cabeza de un mono por la de otro. La operación quirúrgica fue todo un éxito, ya que el simio logró oler y tener sensibilidad nerviosa, pero a las semanas el animal moriría.

Ahora, 47 años después, el doctor Sergio Canavero pretende realizar por primera vez este tipo de intervención en una persona. El primer candidato a la operación fue el ruso Valeri Spiridonov, un programador de 30 años que sufre de atrofia muscular espinal, pero tras declaraciones del Dr. Canavero el mes pasado, la operación tendrá un paciente chino y se realizará en ese mismo país (y no en Alemania, donde se haría la de Spiridonov). Contará con el apoyo del también cirujano Xiaoping Ren, quien dirigirá al equipo quirúrgico que comprende, aproximadamente, 150 individuos.

Este nuevo tipo de operación, sin duda revoluciona la medicina como la conocemos, prácticamente sería la solución a cualquier enfermedad que atacase el cuerpo humano; sin embargo, el costo de la misma supera actualmente los 10 millones de dólares, por lo que tampoco es muy accesible.La operación se trata de colocar en coma al paciente, se le congela la cabeza (aproximadamente a -15 C°) para luego procesar a cortarla y conectar los vasos sanguíneos al otro cuerpo, utilizando un biomaterial llamado polietilenglicol.

Existe un buen grupo dentro de la comunidad científica que no aprueba esta operación, con críticas tanto éticas como científicas. Algunos han bautizado, de modo hilarante, a Sergio Canavero como “El Frankenstein Moderno”.
Se espera a que este tipo de práctica se logre consolidar para avanzar significativamente a la solución de muchos padecimientos. Parafraseando al Dr. Canavero: ¿Tienes cáncer? ¡Nuevo cuerpo! ¿Tienes diabetes? ¡Nuevo cuerpo! ¿Eres cuadrapléjico? ¡Nuevo cuerpo!

Con información de realidadretorcida.blogspot.com

Tu comentario

Email (no sera publicado)